domingo, diciembre 12, 2010

Papeles perdidos




Con fecha 9 de enero, al promediar las ocho de la mañana, Lucia Rino Huamán (18) salió de su domicilio en la cuadra 4 de la avenida Canevaro, Lince, rumbo a su centro de labores ubicado en la cuadra 11 de Javier Prado Oeste. En dicho local de la cuadra 11 de Javier Prado Oeste no se registró la llegada de lucia Rino Huamán, según aseguraron Alejandro Vasco Peña e Isabel Gadea de Vasco, propietarios del local y que fue corroborado por los distintos trabajadores en calidad de testigos.

La policía no tiene datos precisos sobre su paradero anterior a los hechos, aunque se especula, como consta en acta, por fuentes cercanas a la víctima, que habría decidido ir en busca de Camila Montes Puma (20), ex compañera del colegio Santa María, Pueblo Libre, por razones también desconocidas. El paradero de la susodicha es aún desconocido. Las entidades policiales han agudizado la búsqueda de la que seria la pieza más importante para resolver el caso.

El cadaver de Lucia Rino Huamán fue encontrado quince días después de efectuados los hechos en dos bolsas de basura bajo el puente Abancay, a la orilla del rio Rimac, por Julian Quispe Quintana (47), recolector de botellas de plástico, quien hacia su jornada diaria. Julian Quispe Quintana aseguró a la policía haber cambiado su ruta laboral producto de un impulso, sin sospechar lo que ahí encontraría, de inmediato dio parte a las autoridades correspondientes. El resultado de la autopsia, arrojada cinco días después de hallado el cadaver, dictaminó la identidad de la víctima -a la que desde ahora llamaremos occisa- y el macabro resultado de lo que se especula seria un crimen pasional.

Federico Martin Rino Huamán (32), único hermano de la occisa, como consta en la RENIEC, había denunciado en la comisaria de su localidad la desaparición de Lucia Rino Huamán luego de 48 horas de no haber llegado a su domicilio en Lince. Martin Rino Huamán, asegura haber dejado a Lucia Rino Huamán lista para partir a su centro de labores sin ningún inconveniente psicológico o de carácter familiar o sentimental. Transcribo textualmente su declaración al respecto: "No le conocía novio, don, ni enemigos ni nada por el estilo. La lucia era una chica sin problemas y hasta juntaba su plata pa irse a estudiar a la universidad, don. Ni siquiera se le veía triste con la muerte de mis viejitos, aunque yo sé que la Lucia sufría pe, eran sus padres pe, don.". Dicho esto, la policía -por encargo de la fiscalía- realizó la búsqueda entre sus amistades y familiares más cercanos encontrando como resultado la confirmación de las palabras de Federico Martín Rino Huamán sobre la vida tranquila que llevaba la occisa. Empero, Ana Claudia Tapia Carrera (19), compañera de la occisa en el local de la cuadra 11 de Javier Prado Oeste testificó lo siguiente: " 'Pepe' la buscaba todos los días con ramos de flores y chocolates y cosas como esas, señor oficial, y a una la ponía nerviosa. Lucia no sabía qué hacer con 'Pepe', porque por más que le choteaba o le decía que no quería nada de nada con él, él terco regresaba al día siguiente. Hasta don Alejandro y doña Isabel se dieron cuenta. Pero Lucia se negaba y ya casi pierde el trabajo. Pobre mi 'amia' ".

Cumpliendo con el reglamento, las autoridades fueron en busca de José Luis Ramirez Cornejo(28) alias 'Pepe', a su domicilio en el paradero 19 de la avenida Flores de Primavera en San Juan de Lurigancho, donde el susodicho no se ubicaba segun manifestó el menor de iniciales JRM, sobrino del sospechoso. A horas de la mañana del 30 de enero, la policía repitió la visita del sospechoso a su domicilio en San Juan de Lurigancho obteniendo como resultado el mismo del día anterior. La búsqueda, en ese caso, fue con más insistencia por considerarse sospechosa las reacciones y actitudes en la que los familiares negaban a José Luis Ramirez Cornejo. Dos días después de iniciada la búsqueda y posterior persecución, luego que las autoridades resolvieran un claro encubrimiento por parte de los habitantes de dicho domicilio, José Luis Ramirez Cornejo fue hallado en el segundo piso de la vivienda, escondido y con el cuerpo inerte. Fue trasladado de inmediato al hospital de la localidad donde falleció dos horas después, sin confesar o dejar en duda su responsabilidad en el crimen y sin dejar huellas al respecto. Los medicos a cargo dieron razones de la causa de la muerte de José Luis Ramirez Cornejo -datos que adjunto con copia en el presente informe-, donde reza sucidio motivado por veneno para ratas -las cantidades se especifica en el documento adjunto, con dos copias de acuerdo a ley-.


El caso fue transferido a otra entidad, al igual que la búsqueda del asesino y las causas del suicidio de José Luis Ramirez Cornejo, como consta en acta.



Lima, 3 de Febrero de 2009.

Publicar un comentario